24 de abril de 2017

Y SI SOLO ESCALAMOS (PLACA DEL PEÑOTILLO BAJO, NAVACERRADA)

Parece que han pasado años desde la última vez que coincidimos los cuatro; Antonio, Miguel, Yago y yo. Y casi así ha sido.

Pero como casi todo en la vida, con paciencia e insistencia al final todo cuadra y se puede pasar un día de escalada entre amigos.

Aprovechando los altos conocimientos de Miguel y Antonio sobre lugares “escondidos” de las multitudes, nos llevan a Yago y a mí, a una zona a la que teníamos ganas desde hace tiempo.
Los Almorchones.

Para llegar a esta quedamos en el parking de La Barranca.

Desde aquí en unos 20min de tranquila subida llegamos a la zona que pretendíamos.


Pero cuan es nuestra sorpresa al descubrir que ha sido desequipada y de malas maneras, doblando espárragos a diestro y siniestro.


Una verdadera pena ya que el lugar tenía unos recorridos la mar de interesantes.

Entendemos que no se trata de un desmantelaje por parte de alguna organización en defensa de fauna, sino las clásicas rencillas personales o no entre equipadores y puristas.

Al final salimos perdiendo todos y dejando los riscos con acero retorcido en una muestra de frustración por ambas partes que desconcertará a cualquiera que lo vea por ese sinsentido.

Con ese desconcierto Miguel y Antonio nos invitan a subir un poco más hasta lo que llaman la “Placa del Peñotillo bajo”.


Tras 15min más de subida llegamos a los pies de esta placa tumbada que ofrece varios recorridos lógicos.


No llevamos la guía de Tino Núñez, por lo que tiramos de IA e imaginación, recorriendo la pared por tres recorridos que nos parecen los más lógicos.


Antonio y Miguel hacen cordada y Yago yo la otra.

Miguel, con maña y un poco de material extra protege la vía central.


Usando fisureros, chapas recuperables, cáncamos y alguna tuerca con su chapa para “asegurar” los pasos de adherencia en los machacados seguros fijos que tiene también esta pequeña pared.


Decidimos dejar montada una reunión arriba para usarla para rappelar ya así aprovechar para hacer las otras líneas.


Son rápidas, fáciles y divertidas.


Eso hace que en pocas horas estemos listos para bajar.


Y es que por la tarde trabajo cómo técnico deportivo de escalada y todos bajamos juntos para al menos compartir un bocadillo rápido y en el caso de ellos algún vino y cerveza.


¡Un placer chicos!

2 comentarios:

Juan Luis dijo...

Buenas Vlady

Una pregunta, ¿Las placas de los Almorchones están completamente desequipadas?¿Incluso la fisura de 6a que marca la guía de Tino?

Saludos!

Vladimir Bustóf de la Sousa dijo...

Qué hay Jose Luis,

Que nosotros viéramos, todo machacado...

Salu2